29
Ago
12

La falta de presupuesto impide iniciar obras para prevenir inundaciones

[Esta és una informació publicada al diari Las Provincias el 22-8-12]
La falta de presupuesto está impidiendo a la Confederación Hidrográfica del Júcar (CHJ) poner en marcha una treintena de proyectos. Entre ellos, varias infraestructuras para controlar posibles inundaciones ques uelen darse en el río Júcar con la llegada de fuertes lluvias, sobre todo, en las comarcas de la Ribera Alta y Baixa. De hecho, se trata de obras que fueron proyectadas tras la pantanada de Tous de 1982.
Los presupuestos generales del Estado para la CHJ han pasado de 32 millones en 2011 a tan sólo 14 para este. «Las nuevas actuaciones quedan pendientes de la disponibilidad presupuestaria, que este año ha bajado más del 60%», admite la presidenta de la entidad, María Ángeles Ureña.
Una de las obras que se quedan en el aire es la mejora del drenaje de la marjal sur del Júcar, que prevé actuar en las áreas de «desbordamiento» del río por debajo de la AP-7 entre Alzira, Sollana y Cullera, el barranco del Duc y el tramo final del de la Murta. La inversión total estimada supera los 1.200 millones de euros para ejecutar el corredor verde de esta zona situada en la zona meridional de la desembocadura del Júcar. Se trata de la actuación de mayor importe de las que se congelan.
En la misma situación queda el acondicionamiento del ríoentre Carcaixent y la autopista, elaborado también dentro del Plan General de Defensa contra Avenidas de 1985 tras la gota fría sufrida tres años antes. Otros 981 millones. La redacción del proyecto refleja cuáles son los puntos más críticos. Destaca que aguas abajo de la incorporación del río Albaida, se produce un importante desbordamiento, por la margen izquierda, hacia el río Verde.
Además, señala que una parte importante de los riesgos de inundación que afectan a la comarca de la Ribera «son causados por los desbordamientos de los barrancos de Barxeta, Casella y afluentes» y apunta que su adecuado funcionamiento depende de «las condiciones de desagüe del río, que impone niveles importantes para avenidas frecuentes». Otro de los problemas actuales es el «estrechamiento» originado por los abanicos fluviales de los ríos Magro y Murta.
Así, las actuaciones para evitar inundaciones incluyen el acondicionamiento varios barrancos, el cauce del Júcar desde Carcaixent, Albalat y Alzira hasta la AP-7, encauzar el río Verde y ejecutar el corredor verde del marjal sur.
La falta de fondos del Ministerio de Medio Ambiente también ha paralizado la presa de Estubeny, una obra ideada para controlar el cauce del Sellent, afluente del Júcar. En diciembre de 2011 se publicó la licitación en el Boletín Oficial del Estado (BOE). Sin embargo, cinco meses más tarde el Gobierno decidió suspender el concurso para la redacción del proyecto constructivo «por razones presupuestarias».
De los seis embalses previstos dentro de este plan global antirriadas, sólo se han ejecutado la mitad. Son una realidad los de Tous, Escalona y Bellús pero quedan aplazados, además del de Estubeny, el de Montesa y el del Marquesado. De la obra en el río Cáñoles llegaron a elaborarse los correspondientes estudios de viabilidad. Pero de la presa del Marquesado, en el Magro, ni siquiera se ha especificado su ubicación concreta.
«La situación de restricción presupuestaria nos lleva a tener que acoplarnos. Nuestra intención es acabar las obras que están en marcha para que no queden a medias», argumenta Ureña.

En ejecución

Entre las infraestructuras que están en ejecución se encuentra la reconstrucción del azul de la Marquesa en Cullera, la adecuación ambiental del río Palancia, la pasarela del embalse de Arenós y una obra en Albacete, tal y como enumera la responsable de la Confederación.
La presidenta de la CHJ ha traslado a los agentes implicados la realidad actual. El pasado mes de julio mantuvo una reunión con los contratistas para detallarles la situación. «El recorte de inversión del Gobierno imposibilita que se acometa el Plan del Júcar, incluidas las presas pendientes y no se podrán hacer actuaciones nuevas en dos o tres años», lamentan desde la Cámara de Contratistas de Valencia.
Tras aquella cita, la organización empresarial solicitó un encuentro con el director general del Agua, Juan Urbano, «para plantearle las necesidades y carencias en obras hidráulicas y encauzamientos de la Confederación», explica. Pero todavía no han obtenido respuesta y siguen esperando a que les respondan a su petición realizada el pasado 10 de julio.

0 Responses to “La falta de presupuesto impide iniciar obras para prevenir inundaciones”



  1. Dejar un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


Información Comarcas Centrales

Encuesta

Entradas del mes

agosto 2012
L M X J V S D
« Jul   Sep »
 12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
2728293031  

Archivos

Sellent viu

noticias levante emv


A %d blogueros les gusta esto: